Menú de categorías

| Ago 24, 2012 | En estas calles, Portada

Las ‘Marías’ limpian los puentes de Cañaveral

María Inés Vesga se encarga de la limpieza del puente peatonal de Cerros del Campestre y sus alrededores.  Mauricio Betancourt / GENTE DE CAÑAVERAL

María Inés Vesga se encarga de la limpieza del puente peatonal de Cerros del Campestre y sus alrededores.
Mauricio Betancourt / GENTE DE CAÑAVERAL

Los puentes peatonales de Trinitarios y Cerros del Campestre permanecen limpios gracias a la labor de dos mujeres que se encargan de su mantenimiento.

      Desde las 6:00 a.m. y hasta las 10:30, María Inés Vesga barre y recoge la basura que los habitantes dejan a su paso por el puente peatonal de Cerros del Campestre. En este oficio lleva cinco años, en los cuales ha logrado obtener los ingresos económicos necesarios para brindar un bienestar a sus tres hijos.

      Esta mujer, de 38 años, sale de su casa, ubicada en el Norte de Bucaramanga, faltando 15 minutos para las 5:00 de la mañana, llega a este puente a las 6:00 a.m. para iniciar su jornada de limpieza hasta las 10:30 a.m. o hasta las 11:00 a.m. si alguna persona del sector se lo pide.

* Estas mujeres también se ‘rebuscan’ la vida en labores domésticas, venta de artículos por los barrios o en ocasiones como ayudantes en restaurantes.

      “Vivo en el Norte de Bucaramanga y llegar hasta acá es complicado por la distancia, pero es una labor que hago con el corazón. Me he ganado ya el aprecio de la gente, me he encariñado con este lugar, mientras me encargo de mantenerlo limpio toda la semana, excepto los domingos cuando descanso”, dice María Vesga.

María asea el puente peatonal frente a Trinitarios por la paralela de Cañaveral. Mauricio Betancourt / GENTE DE CAÑAVERAL

María asea el puente peatonal frente a Trinitarios por la paralela de Cañaveral.
Mauricio Betancourt / GENTE DE CAÑAVERAL

  Metros más adelante, en el puente peatonal de Trinitarios (sentido Sur-Norte), está otra mujer, de 39 años, que también se llama María y quien por razones personales prefirió omitir sus apellidos. Ella lleva tres años aseando este lugar, en el mismo horario, y a diferencia de María Vesga tiene un ‘banquillo’ pequeño de madera para descansar durante su jornada.

* El lunes es el día en que estos puentes acumulan más basura, como resultado de un concurrido fin de semana.

      En una jornada estas mujeres se ganan hasta $25 mil si el día es bueno y $15 mil si no fueron tan afortunadas.

         ¿Por qué lo hacen?

      Aunque no es un oficio grato, las dos mujeres tienen claro que lo más importante es mantener agradable el sector. “Cuando yo empecé a hacer esto creí que era mientras conseguía otro trabajo y míreme, ya llevo tres años y cuando no vengo me hace falta. Me acostumbré a la gente y ellos confían en que voy a mantener este lugar siempre limpio, por eso cuando me demoro en venir me preguntan y me reclaman”, expresó María.

      Sin embargo, estas mujeres artífices de que estos puentes permanezcan sin basuras, también claman a la comunidad un poco más de cultura ciudadana. “Hay personas sin cultura, sacan los animalitos a hacer sus necesidades y no las recogen, parten vidrios o dejan objetos peligrosos por ahí, por eso para ellos el llamado es a que sean más considerados con los mismos habitantes y con los espacios públicos de la ciudad”, agregó María Inés Vesga.

Comentarios

  1. nany dice:

    Yo tambien pienso lo mismo que escribe Pedro Silva. Esta gente lo unico que hace es pararse en el puente todo el dia con una escoba en la mano y es mentira que limpia el puente pues ellos mismos se encargan de recoger la basura y esparcirla nuevamente y asi todo el santo dia. Tambien hay uno que otro hombre que con escoba en mano acosa a mujeres. Yo fui una de las que el hombre con escoba en mano se me acerco y me pidio dinero y ya me estaba mandando mano.
    Es el colmo que Esta revista dedique un tiempo para hacere este tipo de reportages y mañana ya vamos a tener gente limpiando arriba y abajo del puente y forzandolo a que les demos monedas.

  2. zonia guerrero dice:

    hay personas que prefieren robar a los cidadanos en lugar de trabajar y estas señoras como las ven trabajando porque esto es un trabajo les nace la envidia ojo en bucaramanga no hay trabajo y como dijo mi mas querida amiga plata si hay pero hay que buscarla y que mejor de esta manera porque ellas tienen obligaciones que atender y si usted les tiene un trabajo bien remunerado ya sabe donde buscarlas pero no pensara pagarle con botones baboso

  3. Betty dice:

    «No es mas limpio el que mas limpia sino el que menos ensucia» primero hay que educar a las personas, y pienso que la limpieza de las zonas publicas le corresponde a la administracion publica o sea la alcadia.

  4. Pedro Silva dice:

    Preparemonos para la avalancha de «Marias» y Marios» que se apoderaran de los puentes peatonales para «mantenerlos limpios» Esto se convertira en una epidemia similar a la de los cuidacarros que se apoderaron de esquinas y cuadras enteras en las cuales anteriormente era posible parquear sin tener que pagar.
    Esto empieza como un acto de buena voluntad y terminara en un abuso hacia quien quiera usar los puentes. Terminaremos pagando «peaje» a un particular que se convertira en el «dueño» de un puente que es PUBLICO.
    No entiendo como hace solo un par de dias Vanguardia publicaba como la gente que pide dinero en Bucaramanga se hace millonaría y ahora saca estos resportajes alabando una acción parecida. Desde luego se que este comentario sera bloqueado, ya que acá solo se pública lo que el editor decida