Menú de categorías

| Ene 23, 2015 | Punto de vista

Negocios quieren poner de su parte

Fabio Peña

Fabio Peña

Si bien es cierto que es común la crítica en Cabecera y Cañaveral por el funcionamiento de algunos negocios que han trastornado la tranquilidad de los vecinos, hoy vale la pena destacar el esfuerzo que están haciendo algunos empresarios por mejorar esas relaciones y ayudar a poner en orden el sector.

Nos referimos a casos explícitos como el del grupo de dueños de bares y restaurantes ubicados en la carrera 34 con 48 que han diseñado una estrategia para mejorar el sector y quitarle ese estigma que se tiene de ‘cuadra picha’. Ellos, por iniciativa propia, se han agrupado para sacar adelante la zona y están invitando a todos los locales a cumplir con las normas que impone la Alcaldía en temas como control al expendio de bebidas, ruido, aseo, etc.

Además tienen un proyecto para mejorar el amoblamiento del lugar y convertirlo en un jardín, para que se le reconozca como La Calle de las Flores.

A la par con esta iniciativa surgió la propuesta del dueño de otro bar, ubicado en la carrera 36 con 51, de insonorizar su negocio para evitar que el ruido afecte al vecindario.

Este tipo de acciones deberían ser imitadas por otros dueños de establecimientos comerciales para ayudar a que nuestros sectores se puedan seguir desarrollando dentro de un orden y una tranquilidad que permita el funcionamiento de los negocios pero en armonía con el vecinadrio que tradicionalmente ha sido residencial.

Tanto unos como otros tienen derechos. Los primeros a ejercer su actividad y los segundos al descanso y la tranquilidad.

Ojalá la administración municipal apoye estos esfuerzos que desde Gente seguiremos destacando.